Tip para conservar verduras (y recuperar las que ya están mustias)

febrero 20, 2019 0 Comentarios

Hola de nuevo!

Muchas veces sucede que por diversos factores nuestras verduras pierden su frescura y se vuelven lacias y así no dan ganas de comerlas o prepararlas, esa no es razón para tirarlas al compost o en el peor de los casos, al basurero!!.

Hay muchas formas de aprovechar verduras que, aunque no se ven tan bonitas como recién cosechadas, siguen siendo comestibles, incluso podemos recuperar su frescura.

  • Cómo aprovechar verduras mustias.

- Hacer salsas y sopas. Cuando tus verduras no están tan frescas como para comerlas en una ensalada o saltearlas, puedes cocinar una sopa. Algunos consejos para mejorar tus sopas son 1) usar un caldo como base (de pollo, carne, verduras o pescado, dependiendo de qué sopa quieras hacer) 2) aporta cremosidad, puede ser con crema o añadiendo verduras como papas, zapallo, camote u otro 3) aporta textura extra con crutones, jamón frito, semillas tostadas u otro 4) usa un sofrito con cebolla SIEMPRE 5) utilizar condimentos apropiados, para sopas orientales usa soya, jengibre, ajo; para sopas con tomate puedes usar albahaca, tomillo u orégano; para cremas de zapallo puedes usar jengibre; pimienta siempre. Evita en tus sopas el vinagrillo (hoja ácida), la rúcula (hoja verde, pequeña y amarga) y la mizuna (hojas muy finas con tonos morados, a veces solo verde, amargas).

Cuando el perejil o cilantro se marchitan, los aprovecho haciendo una salsa que sirve para un picoteo o para darle un toque especial a tus comidas. Una salsa que me encanta es un atado de perejil o cilantro picado (también sirve fresco), dos dientes de ajo o medio de aja, una cucharadita de miel, vinagre blanco a gusto (una cucharadita aprox.), sal a gusto (1/4 cucharadita aprox), pimienta. Pones todo en un frasco, aceite hasta la mitad y procesas con la minipymer. La salsa debe quedar verde claro, muy cremosa, a veces se corta, pero sirve de todas formas para adobar carnes o comer con pan tostado. Si no tienes mucho perejil, puedes agregar un huevo y quedará como una mayonesa de ajo y perejil, en ese caso no uso miel. También puedes usar cualquier hoja verde vieja para hacer un pesto.

- Congelar. Lava, pica y congela verduras que no quieras usar por su languidez. Siempre puedes usarlas para hacer un caldo que te servirá de base en muchas preparaciones.

- Batidos. Las hojas de acelga, lechuga, espinaca y kale mustias o que se han tornado amarillas (kale) aun conservan sus propiedades, solo se han deshidratado u oxidado. Agrégalos a tu smoothie y podrás aprovechar sus vitaminas.

- Croquetas. Siempre que tengo muchas verduras y no sé que hacer con ellas, las pico, salteo y sazono, luego las mezclo con pan rallado, condimentos y huevo (uno alcanza para bastante mezcla) y formo croquetas que puedo congelar o freir/hornear en el momento.

  • Tip para revitalizar tus hojas mustias y que duren más

Para recuperar tus hojas y estén frescas de nuevo debes agregar a un frasco de boca ancha no muy alto (para que quepa en el refrigerador con las hojas dentro) 2/3 de agua fria y un chorrito de vinagre blanco, pon dentro tus hojas marchitas y dejalo en el refrigerador hasta que estén tiernas nuevamente. Tarda entre 1/2 a 1 hora. Mantén las hojas refrigeradas.


Suscríbete